Pinturas modelismo Model ColorPintar es una parte esencial del hobby del modelismo, tanto como construir dioramas, y una de las que más horas nos van a ocupar y más alegrías nos va a dar una vez que tengamos buena mano con ella.

El tipo de pinturas que se usan en modelismo son las acrílicas. Si sois de los que ya tenéis en casa algún tipo de pintura acrílica que uséis para pintar cuadros o para otro tipo de tareas caseras como pintar verjas, olvidaos de ellas. Aunque sean acrílicas no tienen la misma proporción de pigmento y emulsión ni la textura ni la densidad adecuadas, nunca subestiméis el valor de tener buen material.

La marca preferida por los profesionales del género es Vallejo (que yo mismo uso asiduamente) y la podéis encontrar en cualquier tienda del hobby. Se venden en tubitos de 17 mililitros con cuentagotas, que así dicho suena a poco pero luego cunden mucho, y el precio suele rondar los 2,5 a 3 € pero si se busca bien se pueden encontrar por mucho menos.

Dentro de Vallejo hay diferentes gamas: desde pinturas desarrolladas especialmente para usar con aerógrafo (Game Air o Model Air), pinturas cuya gama de colores está mas orientada al público que pinta miniaturas de fantasía (Game Color), sprays de imprimación e incluso las pinturas “de toda la vida”, con nada más y nada menos que 218 tonos diferentes de color.

Pinturas Maquetas Vallejo Model ColorComo es fácil perderse entre tanto color, para mí lo ideal es contar con:

  • 2 tonos de cada color primario, como poco.
  • 2 tonos también de verde y marrón.
  • Blanco, negro y algún tono de gris
  • 3 colores metálicos diferentes
  • 2 tonos diferentes de color piel
  • Naranja
  • Morado
  • Colores más especiales dependiendo de a qué enfoquéis el hobby, tonos arena si pintáis tanques y similar.

En total casi 30 pinturas entre unas cosas y otras,  y si hacéis las cuentas puede parecer un desembolso grande pero no tenéis porqué comprarlas todas de una tacada, se puede empezar con 10 colores (primarios, blanco, negro y algún secundario) e ir practicando las mezclas. Yo no soy partidario de tener una colección de 60, 80 o 100 botes diferentes, me gusta ver en las miniaturas y en los modelos colores que no son de fábrica, que surgen del buen hacer del modelista, miniaturas heterogéneas con una gran riqueza en tonos y matices.

Además, al mezclar se aprende más de la naturaleza del color, qué combinaciones quedan mejor y cuáles peor… fijaos por ejemplo en los pintores del Renacimiento. Nadie diría que a sus cuadros les falta color y contaban con muchas más limitaciones que nosotros. ¡Ánimo y nos leemos próximamente con más trucos!

 

Autor: Pablo García

Dejar respuesta