Maquetas de trenes
Fuente: Facilisimo.com

La mayoría de veces los modelistas ferroviarios compran la hierba ya hecha o elaborada en su tienda tienda habitual, pero se trata de productos caros y difíciles de encontrar en el color exacto al gusto del modelista. Por eso, la fabricación de su propia hierba para maquetas de tren es una opción cada vez más habitual: es más barata y permite personalizar el producto final. Se puede adaptar a las necesidades del modelista, tanto en colores como en formas, formatos y extensión y se puede hacer con materiales habituales en cualquier casa como espuma de caucho, serrín o hierba natural.

En primer lugar hay que hacer la mezcla de pintura acrílica de color verde y amarillo en un frasco e ir probando en cantidades hasta conseguir el color que se desee. Se puede diluir con un poco de agua para conseguir una consistencia similar a la de la leche descremada.

En el caso de la espuma de caucho hay que romperla en trozos no más grandes de 2 o 4 centímetros para acabar situándolos en una licuadora para se dividan en trozos más pequeños alternando baja y alta velocidad. Con este material se vierte la pintura en la licuadora para garantizar una buena mezcla. Las piezas que configurarán la hierba se pasarán por un colador para eliminar el exceso de pintura y, finalmente, se podrán encima de un periódico para que se seque por completo. Hay que mover las piezas aproximádamente a cada hora para evitar que las piezas se peguen y ayudar a que se sequen bien.

Maquetas de trenes
En lo que se refiere al serrín la mezcla de pintura se elabora igual que en el anterior caso sólo que se vierte en una botella de spray porque su aplicación será diferente. Se debe de colocar el serrín sobre papel de períodico y se rocía con el spray y hay que dejar que se seque durante unas horas.
Otra opción es trabajar con hierba natural si se dispone de un jardín propio y que, una vez cortada, hay que poner al sol para que se seque. Aunque la mayoría de las veces se va a mantener su tono verde cuando se seca, para prevenir se puede trabajar con la misma mezcla que los anteriores casos. Sea como sea, con o sin pintura, se debe poner la hierba seca en una licuadora para que se corte en trozos pequeños.
Finalmente, se use el material que se use, se debe aplicar pegamento sobre donde se quiere colocar la hierba y espolvorear el material en las zonas que interesan. Posteriormente, y por encima, se aplicará laca para el cabello que la fijará y permitirá mantener su color.
Maquetas de trenes
Fuente: Espaciomadrid.es
 Fuente: Ehow.com

Dejar respuesta