Tras más de una década de trabajo para rescatar y recuperar parte del patrimonio acumulado durante más de 70 años de historia, en la actualidad ya podemos visitar el museo de la EMT (Empresa Municipal de Transportes de Madrid), una colección imprescindible para entender la evolución de la movilidad en la capital de España a lo largo de las décadas. ¿Nos acompañas a visitarla?

Visita museo EMT Buses Madrid 1La historia de la EMT

Tenemos que remontarnos a 1947 para ver el nacimiento de la EMT, creada tras la disolución de la Empresa Mixta de Transportes que operaba en Madrid desde 1933 y de la que formaban parte el Ayuntamiento y la Sociedad Madrileña de Tranvías. Las fuertes inversiones que debieron hacerse después de la guerra y un precio de billete, fijado por debajo de su coste debido a decisiones políticas, resultaron inviables para la empresa privada, esto supondría su desaparición y reconversión en lo que es la empresa que conocemos hoy, de 100% capital público.

Al comienzo en Madrid no sólo se usaban autobuses para el transporte de personas por tráfico rodado, hasta 1966 se viajaba también en trolebús (la EMT absorbió en 1950  a la Sociedad Vallecana de Trolebuses) y hasta 1972 en tranvía, estas fotos atestiguan lo dicho.

Visita museo EMT Buses Madrid 2
Trolebús por Cibeles, 1956
Visita museo EMT Buses Madrid 3
Tranvía en el Paseo de las Delicias, 1949

Por aquel entonces, según datos de 1956, la EMT movía al año 260 millones de viajeros en tranvía, 100 millones en autobús y 22 millones en trolebús. Los datos que ofrece la EMT del año pasado muestran una cifra mayor, aproximadamente 406 millones de usuarios, pero sorprende que no sean más, culpa de esto la puede tener el Metro, que pasa de 394 millones en 1956 a 570 millones en 2015. No es que sean precisamente pocos, teniendo en cuenta que disponemos de más de 200 líneas con un trazado cercano a los 3.600 kilómetros (más de 10.000 paradas) que recorren los autobuses a lo largo de 252.000 kilómetros de conducción diaria, unas cifras mareantes.

Visita museo EMT Buses Madrid 4
Mapa de las líneas (azul) que circulan por el centro de Madrid

La flota es uno de los puntos fuertes de la EMT, se renueva cada poco tiempo innovando siempre en favor de la comodidad del viajero. De media los autobuses no llegan a los 6 años (hay cifras rondando los 5,73 – 6,6 años), incorporando energías menos contaminantes y facilidades para los viajeros con movilidad reducida como el piso bajo o la rampa desplegable, aparte del espacio acondicionado especialmente para ello en el interior del autobús. Actualmente suma 1.903 vehículos, habiendo llegado a tener 2.092 en el 2011, esto se debe en parte a la renovación de la flota de la que hemos estado hablando. Por ejemplo, en los últimos 5 años se han sustituido 564 autobuses alimentados con biosiesel B20 por 380 que lo hacen con gas natural comprimido y ya se han adjudicado otros 200 autobuses por un precio de 63,6 millones de € con nuevos modelos híbridos que lucen espectaculares.

Visita museo EMT Buses Madrid 5
Uno de los MAN Lions por dentro
Visita museo EMT Buses Madrid 6
Iveco Urbanway Hybrid

El museo de la EMT

Empecé mi visita al museo un sábado por la mañana a las 11:30. Dos agentes del servicio de atención móvil nos guiaron hasta la entrada y fueron los que nos acompañaron durante el resto de la jornada. Según nos contaron, en aquella zona se ubicaba antiguamente al cementerio de Fuencarral, que tuvieron que trasladar con todos sus habitantes para construir las naves.

Visita museo EMT Buses Madrid 7El recorrido se divide en cuatro zonas: la primera un hall de entrada donde hay tres maquetas, carteles informativos y unas cuantas señales antiguas.

Sobre las maquetas algunas anécdotas curiosas, la primera, que aparece en la foto arriba a la izquierda, muestra cómo fueron los primeros tranvías que circularon por Madrid en el siglo XIX (el primero data de 1871), tirados por caballos. A estos tranvías se les llamaba tranvías de sangre haciendo alusión a su medio de locomoción. La calle Postas es un vestigio de ese pasado en el que existían tales postas, lugares donde se cambiaba el tiro de caballos por otro más fresco para continuar con la marcha.

Visita museo EMT Buses Madrid 8La segunda foto (arriba derecha) presenta la imagen de un tranvía acompañado por un autobús de dos pisos, poco a poco se ha ido tomando conciencia del cariz histórico y el interés para la población de conservar aspectos del pasado pero esto no era así antes, así que cuando se retiraron la inmensa parte de los tranvías se llevaron al chatarrero para aprovechar el metal, cosa que lamentamos todos los asistentes. La tercera foto es un diorama que representa la Plaza de Puerta Cerrada y la Casa Paco, un recuerdo castizo de Madrid. La última, viejas señales antes de que fueran sustituidas por las marquesinas en las que ya indica dentro con más detalle todas las paradas de cada línea. Como apunte nos explicaron que los paneles indicadores de tiempo de llegada van llegando de poco a poco debido a su elevado precio, unos 6000 €.

Lo siguiente ya es meterse en la nave principal, que nada más entrar a la derecha tiene más carteles informativos (y los baños al fondo) y tres modelos de máquinas que se han usado para el cobro de billetes. Recordamos la figura del cobrador que se ha ido perdiendo y que ahora realiza el conductor, y pasamos a la parte que seguramente más estéis esperando, la colección de autobuses antiguos.

Visita museo EMT Buses Madrid 9Están ordenados cronológicamente así que empezamos viendo los Leyland, que venían de Inglaterra, mejor paso a enumerarlos porque son un montón:

Leyland, provenientes de Inglaterra. El primero empezó a circular por Madrid en 1933 pero como eso queda fuera del alcance de este artículo decir que fue también el primero en hacer sus rutas con la EMT en 1947. Al tener dos pisos su baja estabilidad les hacía propensos a tener aparatosos accidentes y era obligado que los viajeros fueran sentados durante todo el recorrido en un intento de evitar que esto ocurriera. De los dos que conserva el museo, uno se encuentra en restauración (han enviado el motor a Inglaterra para arreglarlo, 59 CV tiene el pobre, imaginaos) y el otro viene con la curiosidad de que tiene el volante a la derecha. Se mantuvieron en escena hasta 1968 cuando finalmente fueron retirados, la mala experiencia con los dos pisos ya no volvería a repetirse.

Visita museo EMT Buses Madrid 10Guy Arab, autobús muy similar al Leyland con la particularidad que este modelo puede visitarse por dentro, ¡mirad qué pinta tiene!

Visita museo EMT Buses Madrid 11Pegaso 6035/4, en estos autobuses se entraba por detrás para pagar al cobrador, cuando este oficio fue siendo abandonado a los autobuses se les pintaba en los “cuartos traseros” una línea roja para indicar a los pasajeros que accediesen por delante, que ese ya no tenía cobrador. Estos se usaron del 71 al 86.

Visita museo EMT Buses Madrid 12Pegaso 6038, durante muchos años la EMT se mantuvo comprando sólo autobuses a la marca Pegaso, este les salió muy bueno. El cambio al color rojo según parece se debió a una directiva europea sobre seguridad que argüía que el color rojo era más llamativo y que los peatones lo veían mejor.

Visita museo EMT Buses Madrid 13Pegaso 6035 A, el primer autobús articulado, llegó en el 66 y se mantuvo hasta el 83.

Visita museo EMT Buses Madrid 14Pegaso SAVA 5720, este minibús no pertenecía a la EMT y se consideraba de lujo para la época con un billete que casi costaba el doble que uno normal, tenía aire acondicionado y dejaban fumar en la parte trasera del mismo.

Visita museo EMT Buses Madrid 15También salieron a colación temas como los autobuses alimentados por hidrógeno, que se pusieron a prueba unos años pero que se desestimaron por su elevadísimo precio (del orden de 600.000 € del año 2004 comparado con los 300.000 € que puede costar uno híbrido a día de hoy); de los minibuses eléctricos cuyo principal problema es su autonomía de 9 horas, por lo que tienen que volver a recargarse a la central antes de acabar el turno y del elevado coste de sus baterías (unos 18.000 € y lleva dos); de la cantidad de kilómetros que hace un autobús al día, de 300 a 600 dependiendo de la línea y que como mucho pueden permanecer en circulación 12 años (antes 10).

Tampoco quiero destriparos toda la emoción de ir y verlo con vuestros propios ojos. Con los autobuses que siguen no he sido tan meticuloso porque ya los he visto yo por las calles y aunque me ha gustado volver a encontrármelos no ha sido tanta la emoción, los hay que les han salido muy buenos como el Pegaso 6424 (240 CV de bicho, más de 6 veces los que tenía el Leyland) y otros que no tanto, como el Iveco Pegaso 5522, con la puerta de bajada en la parte trasera del autobús; está también el autobús rígido más largo de toda la flota, el que hacía su servicio en el aeropuerto, que mide 16 metros, un autobús cedido al SAMUR…el resto ya es para que los descubráis vosotros mismos, sin más dilación pasamos ya a la última parte.

Visita museo EMT Buses Madrid 16La sala Alcántara, como la llaman porque recoge parte de mobiliario que tenía la sala en su localización original, las oficinas de Alcántara. Abarrotada de cosas curiosas como un uniforme antiguo de conductor, billetes antiguos, un aparato que ha seguido usándose hasta hace bien poco para hacer el psicotécnico, varios tipos de asientos para ver la evolución, motores, herramientas, cajas fuertes…

Visita museo EMT Buses Madrid 17En total una hora que se hace corta y que podría haber durado más sin problema, como siempre digo los autobuses, maquetas etc. son maravillosos pero contar con la experiencia, las anécdotas y la vivencia de alguien que conoce el oficio es lo que realmente cuenta en estos sitios, el poder preguntar y hablar con gente que lo que conoce, lo conoce desde dentro.

Horarios y precios

El museo de la EMT es atípico, con unos horarios reducidos, pues sólo abren los sábados y no durante todo el año. Hay que reservar la entrada que cuesta entre 1 € (niños menores de 7 años, estudiantes, desempleados, discapacitados) a 3 € (adultos), pasando por 2 € si se va en grupos de más de 15 personas. Se puede visitar en tres horarios diferentes, es una visita guiada que se hace a las 10:00 / 11:30 / 13:00.

Visita museo EMT Buses Madrid 18
Cuadro explicativo con todos los modelos de autobús

Conclusión

Una buena manera de pasar un sábado por la mañana, su bajo precio sólo anima a asistir, aunque recordamos que la entrada se debe reservar con antelación. Los guías muy atentos y amables así que lo recomiendo a todo aquel al que le guste la historia de Madrid, los medios de transporte en general o los autobuses en particular.

 

Autor: Pablo García

Dejar respuesta