Las ventajas de un jet privadoUno de los últimos juguetes para multimillonarios es el jet privado Bombardier Learjet 85. Con un precio de unos 18 millones de dólares (mantenimiento anual no incluido), un jet privado ofrece grandes ventajas a aquellos que se lo pueden permitir.

Para empezar, viajar en jet privado permite evitar las largas esperas en los controles del aeropuerto, así como en el proceso de embarque. Existe un servicio llamado “tarjetas de jet” que funciona bastante parecido a las tarjetas de débito: Se hace un depósito – por cualquier cantidad entre los $35,000 y los $100,000 – que da acceso a la flota del operador. Cada viaje se carga a la cuenta, y el coste del vuelo varía en dependencia del tipo de avión que se quiera y de cuántas personas viajen.

Según las informaciones facilitadas, el coste de un viaje de tres o cuatro horas en un jet de siete asientos comienza en unos $11,000, o $1,500 por persona. Esto no es mucho más que viajar en primera clase. Virtualmente, todas las compañías que venden tarjetas de jet ofrecen un reembolso total en cualquier momento que los compradores decidan retirar el dinero.

Las ventajas de un jet privado

El concepto de la tarjeta de jet ha estado ha rondado el mercado desde hace tiempo. El pionero de la idea fue NetJets con su tarjeta Marquis, y desde entonces este tipo de tarjeta está creciendo en popularidad en la medida en que el mercado potencial se extiende más allá de los que pertenecen al 1%. Una gran parte de la demanda creciente viene de aquellos que podrían costear un vuelo en primera clase, pero que lo encuentran, bien, no muy de clase, y por la caída de los precios causada por un exceso de oferta en el mercado de los jet privados que siguió a la recesión.

Aunque es algo que nunca será tan asequible como viajar en un vuelo comercial, los vuelos privados podrían bajar aún más sus costes, con jets más pequeños y eficientes saliendo de las líneas de ensamblaje. JetSuite, una compañía radicada en Orange County, California, lanzó hace cuatro años una opción más asequible, usando el Phenom, un jet ligero de cuatro puestos producido por el fabricante de aviones brasileño Embraer.

Las ventajas de un jet privado

El precio listado para el Phenom está por debajo de los $4 millones, y engulle menos combustible que otros modelos de tamaños similares, permitiendo a JetSuite ofrecer tarjetas que comienzan por $50,000. La compañía añadió recientemente a su flota el Cessna Citation CJ3: con el doble de rango que el Phenom y espacio para siete personas, puede volar sin escalas en rutas desde New York hasta el Caribe. JetSuite saltó recientemente al vagón de las redes sociales y está ofreciendo a aquellos que hagan clic en “Me gusta” ofertas tales como un vuelo de $499 desde Oakland a Las Vegas (precio posible por el hecho de que el avión a menudo vuela segmentos vacíos entre el lugar de destino de un cliente y el de recogida de otro).

Inevitablemente, hay otros explotando el nicho de los jets. Jumpjet, basada en Newport Beach, California, por ejemplo, está prometiendo vuelos privados por el precio de un pasaje de primera clase si tiene varios pasajeros viajando entre los mismos puntos, que compartan el viaje. La compañía es nueva, y todavía queda por ver si su plan de negocios funcionará.

Finalmente, si solo se quiere un solo viaje, un chárter para esos casos puede tener más sentido. Pero tened en cuenta que las compañías de vuelos chárter son intermediarias, negociando acuerdos entre los pasajeros y el propietario de la aeronave. Como tales, no hay mucha supervisión formal.

Las ventajas de un jet privado

Tarjetas Jet:

OFRECIDA POR Bombardier; Cessna; Empyrean por medio de su Lindbergh Card; JetSuite; Marquis; y Sentient.
POSITIVOS Mucho menos costosas que la propiedad.
NEGATIVOS Las tarifas por hora fijas pueden duplicar el costo del servicio de un chárter, ya que pueden incluir el costo del regreso del avión vacío a su base.

Jet compartido:

OFRECIDO POR Jumpjet y BlackJets

POSITIVOS Se puede ahorrar hasta un 70% del costo de vuelo de un jet privado chárter; los operadores pueden manejar gran parte de las complicaciones y del papeleo por fletar un avión.

NEGATIVOS Encontrar un avión que vuele según los horarios deseados puede ser incierto; compartir un pequeño avión con extraños, tal como lo dice un gracioso, “le quita la privacidad a un vuelo privado”.

Vuelos Charter /Taxis Aéreos:

OFRECIDO POR OneSky y Blue Star Jets, ambos actúan como intermediarios entre los clientes y sus redes de operadores chárter aprobados, ofreciendo descuentos cuando hay tramos vacíos. Linear Air, radicada cerca de Boston, vuela una pequeña flota de microjets, tales como el Eclipse para tres pasajeros, principalmente a lo largo de la costa este.
POSITIVOS Puede ofrecer precios bajos en rutas bien transitadas al encontrar pequeños aviones e identificar las ramas vacías.
NEGATIVOS Principalmente para aquellos con horarios flexibles que vuelan en mercados populares.

Las ventajas de un jet privado

Dejar respuesta